Inicio Noticias Casas embrujadas aterradoras en Illinois pero seguras

Casas embrujadas aterradoras en Illinois pero seguras

39
0
HINA-Cada año en Illinois docenas de casas se convierten en sitios embrujados para la atracción de los visitantes. Sin embargo, todas ellas necesitan un permiso para operar, por lo que el Departamento de Trabajo, la Jefatura de Bomberos y agencias locales ya inspeccionan estos lugares de festejo de Halloween.

Sonidos espeluznantes, pasillos oscuros, moustros horribles, payasos aterradores, y muchos gritos integran las casas encantadas en esta temporada, lo que las convierte en centros de atracciones de muchos visitantes locales y foráneos, es por eso que intervienen varías oficinas públicas para asegurarse que abran sus puertas siguiendo reglas para garantizar la seguridad de sus clientes.

En el caso del Departamento de Trabajo, las inspecciones corresponden a la División de Seguridad de Atracciones, debido a que Halloween es la segunda temporada alta después de las ferias de verano. Los inspectores confirman que todos los trabajadores están capacitados y preparados para las acciones que se tomarían durante las emergencias.

Además de supervisar la seguridad de la instalación física, las reglas también requieren una verificación de antecedentes penales y un registro de delincuentes sexuales para todos los operadores no voluntarios, y una política escrita de abuso de sustancias que incluye pruebas de drogas al azar.

Estos sitios de terror pueden ser particularmente vulnerables a incendios y lesiones por incendios si no se siguen los códigos aplicables, y los inspectores de las oficinas involucradas revisan el cumplimiento de un conjunto de reglas y regulaciones para garantizar que los visitantes de las casas embrujadas tengan un momento aterrador pero seguro.

Las reglas cubren desde salidas de emergencia e iluminación, extintores de incendios, el uso adecuado de cables de extensión, hasta materiales ignífugos y capacitación. Las salidas y las rutas requieren ser lo suficientemente anchas para dar cuenta del número máximo de personas en la diversión, por lo que deben contar con un limitado número de caminos sin salida.

Las casas de espanto requieren también de un hardware de pánico en las puertas de salida, además de cumplir restricciones en dispositivos de llama abierta o efectos especiales pirotécnicos, mientras que los muebles y las decoraciones deben ser resistentes a las llamas, indica el Departamento de Bomberos.

La mayoría de las casas embrujadas en Illinois hoy en día deben tener detectores de humo y estar protegidas por sistemas de rociadores automáticos. Un par de trágicos incendios en las décadas de 1970 y 1980 en casas embrujadas llevaron a un escrutinio más detallado de su seguridad.